Sobre el CAP al CUB y el MACBA a la Misericordia. La batalla por la Barcelona de las élites o la Barcelona popular aún está en juego

Concentració #JusticiaLily 04/03/2019 al C/ Robadors a les 19,30h.
29 Abril, 2019
Suport Mutu de materials, aquest cap de setmana com exemple
10 Maig, 2019

Sobre el CAP al CUB y el MACBA a la Misericordia. La batalla por la Barcelona de las élites o la Barcelona popular aún está en juego

De forma grotesca, exagerada, gritona e insultante los grupos políticos municipales (ERC; PDCat, PSC, Ciutadans y PP) han escenificado en el último Pleno del Ayuntamiento de este mandato un acuerdo para la construcción del CAP Raval Nord en el CUB, excepto Comuns y la CUP que han razonado y defendido su apoyo al compartir la petición de las vecinas y trabajadoras del CAP Raval Nord.

Era lo esperado, no ha habido sorpresas. En la institución han ganado los que tenían que ganar, han evitado la posibilidad de que el CAP se construyese en la Misericordia y quede para la ampliación del MACBA y han decidido una alternativa para el nuevo CAP, edificando en un espacio que es zona verde y que está por ver si reunirá las condiciones óptimas y se podrá hacer de urgencia tal como afirman.

Cuando la gente común y corriente tenemos una opinión propia y la defendemos como justa, desde arriba siempre se afirma que nos manipulan, no pueden entender que tengamos autonomía y que algunos consideren y apoyen porque así lo consideren.

Cuando además desde que existe el MACBA ha tenido una voluntad de apropiarse para su uso y abuso de todos los espacios a su alrededor. Voluntad denunciada en el caso de la Biblioteca Santa Pau-Santa Creu y de la sede de Sserveis Socials del Raval Nord y ahora también en el caso de la Capella de la Misericòrdia.

Cuando desde el nacimiento de la Plataforma per un CAP Nou al Raval Nord no ha parado de crecer en adhesiones, apoyos desde el mundo de la cultura, del movimiento vecinal y personas del Raval y de la ciudad (consiguiendo 6500 firmas para presentar una iniciativa en el pleno municipal, aprobada y después ninguneada) a la vez que un apoyo de la Atención primaria de la ciudad y del sector salud.

Cuando a pesar de todo esto, que no es poca cosa, se nos impone un acuerdo en el que no hemos participado, en el que no hemos tenido voz y se hace de esta manera tan arrogante y prepotente no queda de otra que desobedecer. Un acuerdo cocinado en los despachos no acaba con una necesidad luchada desde hace mucho tiempo, no acaba con un movimiento que tiene muchos apoyos y simpatía que se ha ganado el respeto y la confianza de mucha gente por su generosidad, su decisión y su voluntad de conseguir mejoras para todxs. No acaba con una solución que solo ve metros cuadrados, despachos y una presentación agradable. Puestas en la balanza las ventajas y desventajas de cada opción de forma global, seguimos defendiendo la Misericordia como mejor y sabemos que no estamos solos, que la gran mayoría de los movimientos afectados y que dan vida a esta ciudad desde abajo lo comparte. Enfrente tendremos a los poderes económicos que no hablan pero si presionan y deciden, tendremos a la mayoría de los partidos políticos que se alinean en su favor.

Este acuerdo forma parte de la campaña electoral, tiene como objetivo dañar al gobierno municipal y a la CUP y preservar los intereses de los poderosos. Es un acuerdo al que le falta mucho para ser vinculante y real, veremos si lo consiguen o si todo queda aplazado hasta que haya nuevo gobierno y nuevas prioridades. Mientras seguiremos en la Misericordia, seguiremos defendiendo lo que consideramos justo, hasta que haya un acuerdo real y válido que asegure la construcción de un CAP NOU, que sea prioridad por encima de los intereses del MACBA. La batalla por el CAP NOU, la batalla por la Barcelona de las élites o la Barcelona popular aún está en juego.

Comments are closed.